Quien se vea capaz de hacerse a la idea de qué va a encontrar en grupo autodenominado “la banda más fea del mundo”, que me ilumine. Así se proclaman The Muggs, tal como los presentaba Uncle Bunky el 20 de octubre del 2012 en el Cadieux Café de Detroit, su ciudad natal. Feos, no sé, pero coraje tienen de sobra. Además de desgranar este avasallador álbum en directo, en esta reseña de Full Tilt de The Muggs, me veo obligado a contar la historia personal de su bajista, Tony DeNardo.

reseña de full tilt de the muggs

Denardo, compañero y amigo del vocalista y guitarrista Danny Methric, sufrió, allá por el 2001, una hemorragia cerebral que le dejó impedido para seguir tocando su instrumento. Dos años de rehabilitación e incuestionable perseverancia propia y de sus compañeros, le llevaron a seguir aportando el 50% de la base rítmica a la banda con un sólo brazo: a través de un teclado. Resta imaginar la presencia escénica de la banda en los bares de Detroit, su creciente fama, y el cariño del público familiar -y no tan familiar-, lo que les ha permitido grabar tres álbumes de estudio y realizar extensas giras por Europa, siendo España parada obligatoria.

Me enfrento a este doble álbum en directo, con veintidós temas -un directo como está mandado-, desde la perspectiva de ya haberlos disfrutado en directo, y no es lo mismo. La referencia que tengo es más que buena. Es brutal: lo que hace esta banda sobre un escenario es difícil de creer. Todd Glass, uno de los baterías más deseados de Detroit, a lo Keith Moon, va a su bola. Un atronador revienta-parches al que debe ser complicado de seguir. Denardo a un lado del escenario, ataviado con gorra irlandesa, haciendo las líneas de bajo en un teclado, y la fiera que es Danny Methric al frente, forman un conjunto visualmente impactante, y sonoramente atronador. Escuchando un compacto en vivo, uno se pierde la mitad, pero lo que queda, a veces, no se puede desperdiciar.

Pienso firmemente que los discos en directo no deben retocarse. Qué hubiera sido del Made In Japan sin aquel supuesto disparo, o del Strangers In The Night sin la crudeza de la guitarra de Schenker... El Pro-Tools y su limpieza de impurezas se carga el espíritu de la banda en vivo, y si para algunos es necesario su uso, es que el directo no debe ser lo suyo. Un álbum en vivo es la captura auténtica de un concierto, y si la banda no da la talla, lo que nos venden maquillado es un producto falso. Full Tilt se lleva muchos puntos sólo por este hecho: es tan auténtico que no me extrañaría escuchar la cisterna de los baños. Hay cabida hasta para los mínimos fallos de Methric, escuchamos a una banda de las que llevan cientos de conciertos a sus espaldas, que seguian por instinto. Se dejan llevar sobre el escenario, y todo encaja.

“The ugliest band in the world... The Muggs”, y entonces, la guitarra eléctrica estalla, secundada por una batería y un bajo salvajes. Methric comienza a escupir versos, y el público enloquece. “6 To Midnite” es el puro blues rock de Detroit, suena, crudo como la carne roja poco hecha, caliente y eléctrico. Entonces, todo se sucede cual avalancha de rock and roll, “Sturm Und Drang”, de alto octanaje, tres covers de Rory Gallagher, que tanto les ha influido -“Used To Be”, “I Take What I Want”, “Mississippi Sheiks”-, las melodías que suenan a barrio obrero de “Hats Off To Mr Beardsley”, y la pesadez de una guitarra eléctrica zeppeliana, muy inglesa que como la batería, parece ir por libre en “Born Ugly”, “Notes From Underground”, o “Slow Curve”. Un bien equilibrado repertorio, que teniendo en cuenta la homogeneidad del estilo del grupo, se adereza a la perfección con punteos, explosiones de fervor en el público y las justas improvisaciones para que el disco ruede cuesta abajo. Hasta se atreven con un tramo del “Help”, de los Beatles, y se cruzan un pantano psicodélico en “Never Know Why” que nos deja boquiabiertos.

8/10

El pormenor de grabar un álbum doble, se asemeja al antiguo reto de los vinilos: hay que cambiar de disco. A la vuelta, en el segundo CD nos esperan otras tantas grandes piezas como “Get It On”, la nombrada “Never know Why” o “Monster”. Algunas graciosas -y escasas- interacciones de Danny con el público, hacen evidente que la descarga de electricidad de la banda convierte los comentarios en superfluos. Un concierto de The Muggs es todo intensidad. Predican el rock and roll con sus instrumentos, y nadie se aburre.

Dada la duración de Full Tilt, queda claro que no se disfrutará de un tirón, pero es ideal para palpar gran parte de lo que una banda salvaje, es capaz de hacer en directo. Una escucha rápida a “Leanin’ Blues” y cualquier rockero caerá rendido a los pies de los de Detroit. La mejor opción es una escucha continua, similar al disfrute de un concierto de la banda, siempre que al oyente le sea imposible asistir a uno de verdad, pero para nada es una experiencia descartable el escuchar temas salteados de este directo, que hace las veces de greatest hits. Serán feos, pero son tan honestos que no necesitan maquillaje para vendernos un recital de primera. Sonido de bar, público de verdad, fallos tan auténticos como las propias canciones, y un vuelco del grupo hacia la audiencia descomunal. Todo bien capturado, sin retocar, listo para tu reproductor.

Fecha de lanzamiento: 27/02/2013
Discográfica: Muggs Music
Compra el disco: en Amazon
Canciones destacadas: “Leanin’ Blues”, “Get It On”, “Never Know Why”

En España, de nuevo, tendremos la suerte de gozar de la oportunidad de tener a la banda tocando en numerosas salas a lo largo de una extensa gira. Las fechas anunciadas por la promotora Déjame Decirte son las siguientes:

  • 9 de mayo, Kafe Antzokia (Bilbao)
  • 10 de mayo, Sala Helldorado (Vitoria)
  • 11 de mayo, Casa Cultura (Burlada) + ElDorado
  • 12 de mayo, Sala Taberna Belfast (Santa María del Páramo)
  • 14 de mayo, Café Cultural Auriense (Orense)
  • 15 de mayo, Sala Son (Cangas)
  • 16 de mayo, Gran Café (León)
  • 17 de mayo, Asociación Boca Negra (Valles)
  • 18 de mayo, Centro Niemeyer (Avilés)
  • 19 de mayo, Sala Beat (Segovia)
  • 20 de mayo, Estudio27 (Burgos)
  • 22 de mayo, Wurlitzer Ballroom (Madrid)
  • 23 de mayo, La Ley Seca (Zaragoza)
  • 24 de mayo, D'Leyend (Castellón)
  • 25 de mayo, Sala Rojas (Murcia)
  • 26 de mayo, Sala La Traviesa (Torredembarra)
  • 27 de mayo, Sala Rocksound (Barcelona)

Escucha Born Ugly en Spotify:

Escucha Born Ugly en Groveshark:
The Muggs - Born Ugly by Edgar Carrasquilla on Grooveshark