Keith Richards, de estrella del rock a bibliotecario

Según informa la Agencia EFE, uno de los secretos que tenía el guitarrista de los Rolling Stones era el de ser bibliotecario. Ahora, después de rockear en los escenarios de medio mundo, se ha planteado incluso recibir formación para gestionar todos los libros que tiene.

Las vueltas que da la vida, que dirían muchos. Una carrera marcada por la rebeldía del rock and roll, algún que otro incidente con cocoteros e incluso cameos en la gran pantalla (para los despistados, encarna al padre de Jack Sparrow desde Piratas del Caribe: en el fin del mundo) ahora desemboca en un deseo tan paradójico.

Nunca he tenido la experiencia de gestionar una biblioteca, pero no sé si será comparable a las sensaciones que se deben vivir al tocar en un escenario titánico ante miles y miles de personas.

Por cierto, éste y otros secretos aparecerán compilados en una biografía del artista por la que él, al parecer, ha cobrado 7,3 millones de dólares como anticipo.