¡Ya se puede ver online «Fight Four Your Right – Revisited»!

Sí, señoras y señores, sí señoritas en edad de merecer, sí caballeros fanáticos del breakdancing y el hip-hop, sí parranderos con aire retro del Universo... ¡Ya se encuentra disponible el corto de Beastie Boys correspondiente al lanzamiento de su disco Hot Sauce Committee Pt. 2! Decenas de estrellas en un vídeo de apenas 39 minutos en donde podremos ver competencias de breakdance, viajeros del futuro, mucha cerveza arrojada a los transeuntes y claro, música, mucha, mucha música.

El corto en cuestión, dirigido por Adam Yauch --- y escrito y pensado, de más está decirlo: el BBoy que siempre ha aportado cosas de otros lados a la banda, para ser más estrictos ---, cuenta la historia de los tres miembros del conjunto saliendo del departamento en donde sucede la acción del clásico vídeo de "Fight For Your Right", canción con la que entrarían en escena y se harían conocidos como los primeros músicos "blancos" en entrar al género del hip-hop. Una vez fuera del lugar, empiezan a hacer los clásicos destrozos y a vivir las aventuras que todos suponemos que estos muchachos deben haber tenido en su existencia cotidiana, casi esta cosa instalada en la cabeza de todos y que el trío maneja con astucia, con clara distancia irónica que se nota a la legua en el corto.

¿Por qué? Bueno, es sólo cuestión de verlo: por momentos parecen escenas de una cinta de David Lynch adaptada al formato de un videoclip, esto es, planos generales un tanto despojados en donde las figuras humanas realizan extrañas acciones que, claro, nosotros podemos considerar perfectamente pasos de baile. Además, las escenas en donde los personajes actúan desde la perspectiva de una mirada distorsionada, dando todo este aire repleto de drogas, es realmente un movimiento dentro de la narración cinematográfica que muy bien podemos considerar como parte de la marca de los sucesos dentro de la supuestamente imparcial mirada de la cámara-espectador: nosotros estamos tan drogados como los Beastie Boys, claro está.

Si bien el viernes será el día de concentrarnos específicamente en el disco, puedo decir como adelanto que es realmente sorprendente: aún dentro de la óptica de un clásico disco de los BBoys tenemos sonidos que recuerdan mucho a Ill Communication (1994) y que generan innovación en la medida en que ahondan esa línea: precisamente, la verdadera innovación artística es el profundizar el trabajo con los materiales presentados antes que en recurrir a otros espacios desde afuera: el trabjo artístico mismo es el que demanda la entrada de lo que no le corresponde, no al revés, o sea, traer algo desde afuera porque sí: de esa manera, estaríamos frente a esos trabajos medio emparchados en que notamos que el productor dijo "chicos, necesitan lograr más este sonido de moda" y cosas por el estilo.

Les dejo el corto: un lindo café mientras se mira no vendría mal, gracias.