Reseña sobre ‘Our version of events’ de Emeli Sandé: La impactante y descompensada versión de sus acontecimientos

Aunque Emili Sandé ya es una figura bastante popular en el Reino Unido, esta joven de 24 años que creció en Alford (Escocia) ha traspasado fronteras con el lanzamiento de su debut discográfico Our version of events (salió a la venta el pasado 13 de febrero) y ya recorre medio mundo para mostrar las 14 piezas de un trabajo ecléctico -aunque mal repartido en sus porciones- si hablamos de estilos musicales, de una riqueza vocal conmovedora –el piano también es cosa suya- y exquisito en cuestiones técnicas. Eso sí, se echa en falta más ritmo y sobra romanticismo en un álbum que funcionará a la perfección en directo, donde la cantante se mete al público en el bolsillo.

Artista invitada en los conciertos que Coldplay está ofreciendo por Reino Unido y Europa, Sandé se encuentra en una ilusionante rampa de lanzamiento hacia el éxito, la popularidad, el reconocimiento de su calidad musical o como diablos se llame esa capacidad para gustar a la mayoría del público que tiene la posibilidad de escucharte o de verte. La reciente ganadora del prestigioso Premio de la Crítica 2012 en los Brit Awards entró directamente al número 1 en ventas en Reino Unido con Our version of events (Virgin Records), un pulcro trabajo discográfico que provocará la comercialidad de una mujer muy ‘underground’ en su planteamiento vital, escénico y aptitudes musicales.

Porque Sandé se come el escenario haciendo lo que le apetezca y su estilo seduce gracias a esa difusa combinación de pop, soul, R&B, hip-hop y electrónica –tiene también un aire a aquel dance de los 90-. Dependiendo de la melodía y de su articulación vocal, pasa de un registro a otro con una facilidad pasmosa, con la naturalidad de una chica que desde los 11 años ya componía canciones, virtuosa con los dedos sobre su piano, que ha escrito temas para populares cantantes y colaborado con gente tan variopinta como Chipmunk en "Diamong Rings". Concursos y directos han permitido el reconocimiento general de una figura sensible, que desea finalizar sus estudios de medicina (quiere especializarse en neurociencia clínica) y canta al amor, a la ansiada armonía del mundo y a los comportamientos políticos con mensajes subliminales.

De padre zambiano y madre inglesa, ha reclutado 14 canciones para Our version of events con un ‘hit’ terrible, muy trip-hop, como "Heaven" y una desigual combinación de temas movidos, progresivos y enriquecedores ("My kind of love", "Daddy", "Next to me") con otros más lentos, excesivamente sensibles y lineales ("Suitcase", "River") que acaban desvirtuando baladas excepcionales ("Mountains","Maybe"). Su voz y dinamismo pide más caña, pero su historia acaba de empezar. Otra cosa sería que mantuviese este patrón para siempre.

Fecha de lanzamiento: 13/02/2012.
Discográfica: Virgin Records.
Compra el disco: A través de su web oficial.
Escucha el disco: Está disponible en Spotify.
Tres canciones destacadas: "Heaven", "Mountains" y "Next to me".

8/10