Lollapalooza, un festival de música y perseverancia

Seguro que todos en algún momento hemos oído hablar del festival Lollapalooza. Hasta el propio Obama incluyó hace poco una mención al evento en uno de sus discursos -aunque se refirió a él como Lappalooza, la intención es lo que cuenta-. Y es que la importancia del festival, que este año se celebra en Chile (31 de marzo y 1 de abril), Brasil (7 y 8 de abril) y Chicago (del 3 al 5 de agosto), es más grande de lo que pueda parecer.

Orígenes

Fue ideado por el vocalista y líder de Jane's Addiction, Perry Farrell, como un gran último concierto para su banda en el año 1991. La cosa acabó evolucionando hacia un proyecto mucho más ambicioso que contó, por ejemplo, con NIN, Rage Against The Machine, Soundgarden o Red Hot Chili Peppers en sus dos primeras ediciones. Desde 1991 a 1997 consistía en un festival itinerante por toda Norte América, sin embargo, por el gran despliegue organizativo y la falta de inversores, tuvo que cancelarse hasta que se retomó en 2003. No fue el regreso esperado y la baja venta de entradas en la edición del año siguiente, que contaba con artistas como Morrissey, PJ Harvey, Sonic Youth o The Killers, supuso de nuevo otra cancelación.

Afortunadamente, la tozudez de Farrell le llevó a buscar apoyos por todos lados y acabó firmando varios acuerdos con diversas compañías especializadas en la celebración de grandes festivales en Estados Unidos. Así, Lollapalooza volvió a las andadas en el año 2005, esta vez exclusivamente afincado en la ciudad de Chicago. La nueva organización, la ambición a la hora de confeccionar carteles con más de 70 artistas y la buena repercusión que tenía para la economía local, acabaron convirtiendo a Lollapalooza en un auténtico gigante que aglomeraba a miles de seguidores edición tras edición.

Salto a Sudamérica

Tras haber encontrado el modelo de negocio adecuado y una propuesta de ocio atractiva para los estadounidenses, el festival decidió dar el salto a Sudamérica. En 2011 se celebró por primera vez la edición chilena. Santiago acogió entonces un evento que contó con Kanye West, 30 Seconds to Mars, The National y, cómo no, con Jane's Addiction. Nuestro compañero Fernando estuvo allí, contándonos todo con detalles y el adjetivo con el que calificó el evento fue "impresionante". Buena organización, buenas bandas y buen ambiente. Además, las más de 100.000 asistentes permitieron también cuadrar las cifras.

No es de extrañar, debido al éxito conseguido en Chicago y en Chile, que Lollapalooza siga con su expansión. El año pasado anunció la celebración de otra edición en Brasil, la cuna de Rock In Rio, en la ciudad de São Paulo. Foo Fighters, Arctic Monkeys, MGMT y TV on the Radio -sí, también Jane's Addiction- liderarán la primera edición brasileña los próximos 7 y 8 de abril.

No nos olvidemos de Chile, que acogerá este fin de semana su segunda edición con prácticamente los mismos cabezas de cartel que São Paulo.

La importancia de Lollapalooza

¿Cuál es el secreto de Lollapalooza? Como hemos podido comprobar, los inicios del festival no fueron nada fáciles. Sin embargo, sus objetivos quedaron claros desde el principio: apostar por la cultura, por los nuevos grupos y por una buena oferta de entretenimiento para el público. En este sentido, deberíamos tener en cuenta que Lollapalooza nació mucho antes de la Era de Internet. Ahora lo tenemos más fácil para conocer nueva música, pero entonces el festival se instauró como un foco de nuevos talentos muy importante, desde el que varias bandas consiguieron el salto definitivo para consagrarse en el panorama internacional. Podríamos mencionar a los jóvenes Red Hot Chili Peppers, que tocaron en la segunda edición de Lollapalooza, en 1992, o Rage Against The Machine, que en su primer año de existencia como grupo tuvieron la suerte de tocar en la edición inaugural de este festival.

Tal vez el mayor éxito de Lollapalooza esté en lo que acaba primando, esto es, la música. Aunque todo gran festival cuide bien del negocio y trate de conseguir varios cabezas de cartel atractivos, es poco probable que en su propuesta veámos a gente como Bob Dylan, que, por el contrario, recientemente confirmó el FIB.

Cuchara Sónica en Lollapalooza

Por todas estas razones, en Cuchara Sónica no nos lo queríamos perder y estaremos muy pendientes de todas las novedades del festival. Haremos una cobertura exhaustiva de Lollapalooza Chile para contar toda la información relevante de primera mano.