Top 10: Soundgarden

A pesar de que esta semana hemos tenido lanzamientos importantes dentro del rock y del metal, como Koi No Yokan de Deftones, más de quince años sin escuchar nada nuevo de Soundgarden son suficientes como para centrar gran parte de nuestras miradas en King Animal, la recién estrenada obra de Chris Cornell y compañía. Ya analizamos a fondo las canciones del álbum en nuestra reseña, pero hemos creído conveniente dedicarle el Top 10 de esta semana a una de las bandas más relevantes de los 90.

Soundgarden

En su época dorada, Soundgarden era una banda que destilaba mala leche y que se adaptaba a ese movimiento de jóvenes desencantados que posteriormente conocimos como grunge. Nirvana, Pearl Jam o Alice In Chains fueron sus grandes exponentes. Tal vez por su separación en 1997, Soundgarden se quedó sin la gloria que sí experimentaron sus compañeros.

El estilo de esta formación de Seattle llamó la atención por unas guitarras muy distorsionadas y que jugaban con efectos psicodélicos, algo poco habitual en el rock duro -muy comercial por entonces-. Sus melodías a menudo usaban disonancias para demostrar que no todo en la música tenía que sonar agradable. Finalmente, la impresionante y peculiar voz de Cornell completaba un pack bastante completo.

Estas son las 10 canciones que creo que debes escuchar de Soundgarden:

También en Grooveshark


"Jesus Christ Pose" (Badmotorfinger)

Unas guitarras eléctricas acopladas y unos fraseos caóticos nos dan la bienvenida en "Jesus Christ Pose", una de las canciones más aclamadas de Soundgarden no solo por la rabia que emana, sino por la sorprendente labor vocal de Chris Cornell. Él marca la diferencia en este tema con unos auténticos berridos en lírico que atrajeron las comparaciones con el mismísimo Robert Plant de Led Zeppelin.

"Black Hole Sun" (Superunknown)

Tal vez la más mítica de toda su discografía. Es de esos temas que hay que vivir en directo, mechero -ahora smartphone- en mano. Una balada con un estribillo simple y machacón que se introduce lentamente en tu cabeza. Ojo al solo que se marca Kim Thayil.

"Pretty Noose" (Down On The Upside)

Down on the Upside fue el último disco que Soundgarden grabó antes de separarse. Las canciones que encontramos en este álbum no son tan fieras como las de obras anteriores. Se puede apreciar a una banda perdida entre experimentaciones de todo tipo, pero que logró dejarnos cortes tan dinámicos e interesantes como "Pretty Noose". Fue single, pero nunca llegó a triunfar tanto como se esperaba.

"Hands All Over" (Louder Than Love)

¿Recordáis lo que hemos dicho de las comparaciones con Led Zeppelin? Pues otra de las culpables fue "Hands All Over", no solo por el propio Cornell, sino por unos riffs que bien pueden traerte a la memoria míticos hits del rock como "Kashmir". Guitarras pesadas, ritmos lentos y una contundencia que todavía hoy sorprende.

"Somewhere" (Badmotorfinger)

Es normal que dentro de una banda haya miembros que destaquen más que otros. Sin embargo, Soundgarden es un grupo muy completo y, sí, Cornell se lleva la palma, pero sin sus compañeros nada sería igual. Aun así, muchas discusiones se centran en la evolución como cantante de Chris. Siempre se toma como referencia vocal "Jesus Chris Post", pero creo que en "Somewhere", del mismo Badmotorfinger, escuchamos a uno de los cantantes más destacados del rock de los 90. Una pena que no haya logrado mantener ese nivel.

"Loud Love" (Louder Than Love)

Algo que siempre se le ha dado muy bien a Soundgarden son los inicios de los temas. Usando riffs repetitivos y ritmos potentes lograban adaptarse al espíritu grunge que tan bien funcionó en los 90. Me atrevería a decir que el de "Loud Love" es la mejor intro de todos los temas del grupo. Es simplemente sublime. El espíritu pesimista y la pesadez del tema completan otro de los cortes indispensables en su trayectoria.

"The Day I Tried To Live" (Superunknown)

Las letras no son el punto fuerte de Soundgarden, pero lo cierto es que consiguieron conectar con la gente. En el caso particular de "The Day I Tried To Live" hubo cierta polémica sobre la posible intención suicida que mostraba Cornell en la letra. Al parecer, la intención del artista era la contraria a la que se interpretó: no quería suicidarse, sino dejar de esconderse y afrontar la vida. En lo musical, los seguidores de Nirvana encontrarán ciertas similitudes.

"Fell On Black Days" (Superunknown)

"Fell On Black Days" de su aclamado Superunknown es una de las canciones que habría que usar para explicar en qué consiste el grunge. Tiene todos los componentes más recurrentes: guitarras distorsionadas, voces que empiezan melódicas pero que acaban desgarradas y una estructura muy cambiante.

"All Your Lies" (Ultramega OK)

Ultramega OK es el primer disco de Soundgarden y en él nos topamos con cuatro chicos muy enfadados, lo que acaba notándose en unas canciones agresivas y directas. A pesar de los años y lo mucho que ha evolucionado el mundo del sonido, me sigue encantando cómo suenan las guitarras del principio del tema. Una de las más rápidas y heavys de la formación.

"By Crooked Steps" (King Animal)

Los tiempos han cambiado y en King Animal ya nadie debería esperar al grupo rabioso de Ultramega OK. Sin embargo, han sabido convertir esa rabia en una madurez musical que sigue sonando contundente y que demuestra que Soundgarden todavía tiene algo que decir. Buenos juegos de ritmo, excelente estructura y un Cornell que canta con bastante feeling. Merece estar en el Top 10.


Hasta aquí mis recomendaciones, aunque será mucho mejor con las vuestras. ¿Qué canciones consideráis imprescindibles de Soundgarden?

Imagen: Soren McCarty