Canciones pop versionadas por bandas «indie»

Ah, el pop. Un género musical tan odiado y amado que es imposible a esta altura decir si es bueno o malo. Tomamos la costumbre de golpear a los artistas más mainstream porque, no sé, seremos un poco hipsters. Pero la verdad es que todos sabemos, aunque sea por insistencia de las radios, al menos una parte de una canción de Britney Spears. Y si una canción de Lady Gaga suena en una fiesta y estamos un poco pasados de alcohol, lo más probable es que la bailemos. Los músicos que disfrutamos son iguales, con la única diferencia es que a ellos quizás se les ocurre hacer un fantástico cover que termina siendo mejor que la versión original. Sin más, les dejamos nuestra lista con 10 covers de canciones pop realizadas por artistas indie que nos han volado la cabeza.

1. Tegan and Sara – “Umbrella” (Rihanna)

Te guste o no, Rihanna ha sabido tener algunos hits impresionantes. La chica tuvo suerte: no solamente editó siete discos de estudio –en serio, son siete- sino que trabajó con productores como David Ghetta, que vamos a admitir que sabe hacer un hit. El primer gran éxito de Unapologetic, su último disco de estudio, se llama “Diamonds” y está escrito por Sia Furler, una cantante independiente australiana que tiene una voz de los cielos y cuya versión original es mucho mejor. Pero nos estamos yendo por las ramas.

Las hermanas canadienses Tegan y Sara Quin son fanáticas confesas de Rihanna, y durante la gira de presentación de The Con, hace algunos años, se las arreglaron para colar un cover del más grande éxito de la artista oriunda de Barbados. Así es, estamos hablando de “Umbrella”. Por supuesto, las canadienses le aportan su propio toque personal con guitarras poderosas y la excéntrica voz de Sara, encargada de capitanear esta reversión. Vamos a admitir que la versión de Rihanna es para bailar, mientras que la de Tegan and Sara es mucho más apta para una escucha relajada.

2. Lissie – “Bad Romance” (Lady Gaga)

Stefani Joanne Angelina Germanotta es todo un personaje que siempre se las arregla para generar una controversia con su persona. En su segundo disco de estudio, The Fame Monster, incluyó una de las canciones que se transformaría en uno de sus hits más espectaculares y bailables, “Bad Romance”. Por cierto, el video no tiene desperdicio, y Lady Gaga, por más que a muchos no les guste su personalidad o la música que hace, tiene una voz impresionante que sabe explotar al máximo. Covers de canciones de Lady Gaga encontramos de a mil, se pueden fijar en YouTube sino, pero el mejor, lejos, es la rendición de la artista independiente Lissie.

Hace mucho que no escuchamos hablar de Lissie, que en 2010 editó su debut Catching a Tiger y fue nombrada como la solista número uno de acuerdo con Paste Magazine. Lanzará un nuevo disco el año que viene a través de Columbia, pero por ahora nos interesa más el cover que hizo de “Bad Romance” para una sesión. Acompañada nada más que por su muy potente voz y una guitarra despojada, Lissie transforma esta canción de un hit pistero en una balada desgarradora que puede emocionar a más de uno. Todo esto, nada más que sacando las bases electrónicas y sumando una voz exuberante y misteriosa como la de esta cantante.

3. Travis – “Hit Me Baby (One More Time)” (Britney Spears)

Y sí, era evidente que en algún momento de la lista iba a aparecer Britney Spears. La princesa del pop –porque el título de reina se lo ha reservado Madonna de forma vitalicia- está venida a menos, pero eso no significa que no supo entregar su buena batería de hits en el pasado. El epítome de la estrella pop prefabricada, esta chica contaba con todo un equipo de escritores a su disposición para que sus canciones no fueran básicamente una colección de “hey, y’alls”. En el caso de “Baby One More Time”, incluido en ¡sí, lo adivinaron! su primer disco …Baby One More Time de 1999 –mención especial a la tapa espantosa-, los créditos de composición van para Max Martin, escritor frecuente de otras estrellitas pop como los Backstreet Boys, pero también autor de canciones de Ace of Base y Robyn.

Entran a escena los encantadores escoceses de Travis, esos mismos de “Why Does It Always Rain on Me?” y “Sing”, que tomaron esta canción de Britney para transformarla en una verdadera rendición acústica apta para recitales en vivo. Sin los chillidos sin talento de la Spears, la canción tiene algo de sentido y nos puede llegar mucho más. Quizás tenga algo que ver con que el emisor es un tierno escocés y no una adolescente que finge su virginidad, pero no es el caso. Fran Healey, el frontman de Travis, se encarga de darle una visión mucho más intimista a la canción, que luego se torna, como no podía ser de otra manera, mucho mejor que la original.

4. Bat for Lashes – “Use Somebody” (Kings of Leon)

Si bien es completamente debatible incluir a Kings of Leon en una lista con canciones pop, de esa forma equiparando al cuarteto con personajes como Gaga y Britney, el cover de Natasha Khan no puede ser pasado por alto. “Use Somebody” se transformó en uno de los más grandes éxitos del grupo de primos y hermanos de Estados Unidos, llevándolos de grupo de adolescentes desgarbados revivalistas vintage a estrellas de rock internacionales, con problemas de alcohol incluidos. La canción es muy linda –no me parece que amerite el amor que algunos de sus oyentes le profesan, pero está en el gusto de cada uno- y se transforma en un verdadero himno en la carismática voz de Bat for Lashes.

Acompañada por una batería desprolija y un órgano etéreo, Khan le aporta su toque personal a esta canción, transformándola en un esfuerzo experimental y despojándola de muchos de los elementos más rockeros de la versión original. El toque femenino es todo en este caso, y el estribillo donde Bat for Lashes se desarma en los “oh oh” explota el teclado con una sensibilidad inusitada. Para los que realmente amen esta canción, los de Paramore también hicieron su propia versión. Personalmente me parece un desastre, con una guitarra acústica demasiado similar a la original, pero Hayley Williams también le da un toque lindo con sus vocales.

5. The Civil Wars – “Billie Jean” (Michael Jackson)

Allá por 1982, Michael Jackson, otro ícono del pop, lanzaba su disco Thriller. Un verdadero hito de la música, este disco contiene canciones clásicas como la evidente “Thriller”, “Beat It”, y, por supuesto, la escandalosa –en su momento- “Billie Jean”. Dicen las malas lenguas que el productor Quincy Jones estaba completamente en contra de incluirla en el disco, pero finalmente accedió al pedido de Jackson, que insistió en agregar una de las introducciones más largas de la historia de la música, con 29 segundos de duración. Por supuesto se transformó en un hit, con un bajo que marcó historia, y el récord de platino. Y el video musical también se transformó en un clásico, con Jackson bailando sobre baldosas que se iluminaban mientras bailaba. Vivan los ’80.

Nos trasladamos ahora a esta década, cuando una banda que nos gusta mucho, The Civil Wars, hizo su propia versión de esta canción. Completamente acústica, el conjunto formado por Joy Williams y John Paul White le aporta su toque personal con vocales tanto masculinas y femeninas, donde el bajo se traslada a un simpático riff de guitarra. Con una vibra completamente lounge y tranquila, tiene algunos toques de The White Stripes –sin importar que White comparta apellido y apariencia con el famoso Jack-.

6. Ingrid Michaelson – “Toxic” (Britney Spears)

In The Zone fue algo así como el disco que nos trataron de vender como “maduro” de Spears. Vamos a admitir que tiene una buena cantidad de joyas pop, porque colaboró con algunos artistas destacables. Entre ellos, se cuentan Christian Karlsson y Pontus Winnberg, que forman parte del colectivo de producción Bloodshy & Avant, y que años más tarde formarían, junto con Andrew Wyatt, el trío Miike Snow. De hecho, “Toxic” se ofreció primero a Kylie Minogue, quien la terminó rechazando. Qué dijo Britney, pues que era muy linda y “alegre”. Si eso podemos decir de una canción que lleva tóxico en el nombre. Pero no estamos aquí para burlarnos de la pobre chica sino para apreciar la canción, y con esta crew de compositores y productores, lo que se necesitaba era una buena intérprete.

Y aquí presentamos a Ingrid Michaelson, una cantautora neoyorkina de 32 años que hace algunos años sorprendió con su segundo disco independiente Girls & Boys, editado en 2008 y que tuvo un buen éxito en la plataforma MySpace. Una de las cosas más destacables de Michaelson es su maravillosa voz, que luce en este cover de “Toxic” que interpretó varias veces en vivo.  Usando gran parte de las bases producidas por los suecos originales, Michaelson le suma un ukelele, que de hecho le termina de dar más volumen a la música. En este video acopla un poco el sonido, pero al final del video podemos ver una simpática coreografía. Porque, no nos olvidemos, esto sigue siendo pop.

7. Cake  - “I Will Survive” (Gloria Gaynor)

La señora Gaynor es una de las reliquias más fantásticas de la época disco. Tiene canciones sorprendentes como “I Am What I Am”, “Walk On By” y “Let’s Make a Deal”, entre otras. Trabajó con productores increíbles y es uno de los referentes de la música de discoteca, pero sus laureles realmente llegaron con “I Will Survive”, una historia contada desde el punto de vista de una mujer despechada que, vamos a admitirlo, probablemente todos sepamos la letra. Producida por Freddie Perren –responsable también de la producción de “Shake Your Groove Thing”- y Dino Fekaris, “I Will Survive” es un éxito sempiterno y, naturalmente, tiene una enorme cantidad de covers.

Pero la que vamos a destacar hoy es la versión de Cake, que el grupo incluyó en su disco de estudio Fashion Nugget lanzado en 1996. Los muchachos de Cake la modificaron para incluir un par de insultos, y por este motivo hasta la mismísima Gaynor dijo que era su versión menos favorita. Pobre Gloria, porque los chicos trataron de mantenerse relativamente fieles a la versión original pero imprimiendo su toque personal, con una sección de vientos fantástica.

8. Bonnie “Prince” Billie – “Can’t Take That Away” (Mariah Carey)

Aunque podemos también debatir sobre la calidad de superestrella pop de Mariah Carey, su canción “Can’t Take That Away”, que aparece en el disco Rainbow de 1999, motivó a que el artista Bonnie “Prince” Billie echara manos en el asunto. La canción es esperanzadora, motivando a las personas para que no pierdan sus sueños, acompañados por, si queremos ponerlo de una manera, la voz potente de Carey. El sencillo estuvo rodeado de una especie de controversia dado que Carey quería que tuviese más promoción pero Sony, su sello de ese entonces, falló en este sentido. A pesar de ser aclamada por la crítica, la canción tuvo una débil repercusión.

Por su parte, Will Oldham, más conocido por su nombre artístico Bonnie “Prince” Billie, es un músico norteamericano legendario que durante la década de los ’90 se cansó de editar música bajo diferentes nombres. En estos últimos años se ha despachado con una seguidilla de discos excelentes, pero se tomó el tiempo para hacer un cover de “Can’t Take That Away”, por supuesto con una tonalidad muy folk propia de su estilo, y con el cambio importante que representa tener una voz masculina detrás del micrófono. Más despojada, y menos producida, esta versión de la canción de Carey termina siendo mucho mejor que la original.

9. Radiohead – “Nobody Does it Better” (Carly Simon)

Aunque es más conocida por su hit “You’re So Vain”, la cantautora Carly Simon tampoco entra exactamente en la categoría de estrellas pop, a pesar de que sin dudas su estilo musical está más cercano al mainstream de su época. Uno de sus más grandes éxitos es “Nobody Does it Better”, una power ballad compuesta por Marvin Hamlisch, un importante compositor norteamericano que trabajó mucho en bandas sonoras de películas, y que justamente es el tema principal del film The Spy Who Loved Me, el décimo en la serie de Bond.

Si comparamos Bond con Radiohead lo único que podremos encontrar de parecido es que los dos son británicos. El grupo de Thom Yorke, sin embargo, decidió hacer un cover de esta canción, y dicen los rumores que el cantante de la banda dijo que “Nobody Does it Better” es la canción más sexy jamás escrita. Sin embargo, poco queda de lo sexy en la versión de los de Oxford, sino que le imprimen un toque personal mucho más oscuro. Quizás esta tendría que haber sido la canción original. ¿Para cuándo Radiohead haciendo un tema para una película de James Bond? Sería más que interesante.

10. Nouvelle Vague – “Just Can’t Get Enough” (Depeche Mode)

“Just Can’t Get Enough” es una de las pocas canciones decentes del disco debut de Depeche Mode, Speak and Spell. Antes de tener el clásico sonido electrónico sombrío que caracteriza a la banda de Dave Gahan, las decisiones creativas estaban ampliamente tomadas por Vince Clark, quien más tarde abandonaría el grupo para formar otro clásico de los ’80, Erasure. Esta canción fue una de las últimas de Depeche en la que Clarke dejó su impronta, de hecho, parece más una canción de Erasure que algo craneado por el enigmático Martin Gore. Más allá de eso, es un hito pop, con sintetizadores chiclosos y producción rimbombante.

Décadas más tarde sorprenden los franceses de Nouvelle Vague, que revitalizaron la chanson de su país con espectaculares discos de covers en los que dieron una vuelta de tuerca tradicional a algunas de las canciones más clásicas del rock y del pop sin caer en composiciones trilladas. Así, nos encontramos con maravillosas versiones de “Dancing With Myself”, “Love Will Tear Us Apart”, y “Guns of Brixton”. En su primer disco de estudio, homónimo, echaron manos a “Just Can’t Get Enough” para imprimirle una combinación entre jazz y bossa nova que resulta maravillosa y mucho más complicada que la versión original. Es fantástica.